ZocodeZoco.com

El zoco japonés donde mas friakadas conviven

Relato corto – La aventura del metro de Tokio

Cada día tengo que ir a trabajar. El trabajo esta lejos y como no viene a mi, me toca ir hasta el. Para eso la mejor manera es ir en metro. Pero no un metro cualquiera, el metro de Tokio. El metro de Tokio es muy grande. Seguro que es el mas grande del mundo. Me han dicho que de New York también es muy grande. Pero yo no se donde esta esa ciudad. Y seguro que el de Tokio es mas grande. Aunque cada vez que lo cojo creo que es muy pequeño porque el vagón siempre esta lleno. Mi padre dice que los dueños del metro son muy listos, porque en un tren meten mucha gente. Yo creo que son tontos. Tenían que haber echo las estaciones mas grandes. Seguro que también estaban llenas.

Normalmente el metro esta muy lleno de gente. Gente de todo tipo. Chicas y chicos. Mayores y pequeños. Y a veces gente tan mayor que parece pequeña. A veces la gente se queda dormida en el asiento y me gusta espiarles. Porque así no me ven. Y sus caras dormidas me gustan mucho. Yo creo que son magos porque siempre se despiertan justo en su parada y se bajan corriendo. Yo también he querido ser mago alguna vez. Pero todavía no se. Nunca me he despertado en mi parada. Otras veces la gente huele mal. Casi siempre que huele mal es de noche. Pero a veces es de día también. Y no puedo aguantarlo y pongo cara rara. Pero el resto de chicos del vagón no ponen cara rara. Creo que tengo una nariz superfuerte. No soy mago, pero mi nariz es especial. Prefiero ser mago. La nariz no sirve para mucho pero ser mago sirve para dormir mas.

Muchas veces es carnaval y la gente se disfraza. Yo creo que van a fiestas de carnaval de sus colegios porque suelen ir en grupo. Y sus disfraces me gustan mucho. Hay mucho que se disfrazan de muñeca. Se parecen a la muñeca que tenia mi prima Claudia. Ya no la tiene. Un día le puse un vestido muy bonito y se le rompió el brazo. Ya no he vuelto a ver a la muñeca. Creo que se la ha regalado a una amiga suya. Otros van todo de negro. En el colegio me han dicho que en África hay gente negra. Yo creo que estos son de África. Pero no me gusta el negro. Prefiero el rojo. O el rosa, como las muñecas. Pero casi toda la gente lleva la misma ropa. Se parecen a los pingüinos que vi en el Zoo. Me gusta como andan los pingüinos, pero la gente no anda igual. A veces yo ando como los pingüinos y me canso muy rápido. Creo que por eso no andan como los pingüinos.

A veces cuando cambio de tren juego a un juego. Juego yo solo pero es muy emocionante. El juego se llama Toad’sTurnpike y es mu ydivertido. A veces alguno intenta competir conmigo cerca pero eso pasa muy poco. Cuando pasa muchas veces gano yo, otras veces el, y otras quedamos empate. Pero siempre es divertido. Las reglas son muy fáciles. Un punto por cada persona que adelantas. Como siempre sale muchísima gente a la vez del vagón y todos van hacia el mismo sitio. Yo me imagino que son como coches  que se mueven en la misma dirección. Suele haber 3 o 5 carriles de coches. Nunca hay 4 porque no me gusta el 4. Ellos suelen ir al mismo ritmo porque si no se chocan. Como yo tengo las patas mas largas que ellos puedo ir mucho mas rápido. Así que me pongo a adelantarlos  y esquivarlos a la vez. No se porque tienen las patas tan cortas. El juego es muy difícil pero muy divertido. A veces viene un coche en la otra dirección. Eso suele ser lo mas difícil porque me hace parar y perder puntos. No me gustan los coches de la otra dirección. A veces hay sitios en que vienen coches de todas direcciones. Aquí es lo mas divertido. Me tengo que mover para un lado y otro sin parar. Miro hacia todos los lados 20 veces por minuto. Si supiese contar mas miraría mas veces. Pero con 20 es suficiente. A este juego he jugado mil veces. Porque mil son mas que 20 y hasta veinte ya conté el otro dia.

Otras veces me obligan a jugar a otro juego. A veces el vagón esta tan llego que no me puedo agarrar a nada. Y es raro, porque soy alto. Pero esta muy lleno. Entonces me obligan a jugar al DickDale. El DickDale no es tan divertido como el Toad’sTurnpike pero tampoco esta mal. Solo hay una regla. Meterse las dos manos a los bolsillos. Siempre tengo bolsillos. A veces están llenos, pero eso no importa. A veces es fácil jugar. Pero a veces no. Cuando el tren para todo se mueve mas. Y todo se hace mas difícil. El truco esta en separar mucho mucho las piernas. El otro dia también aprendí un truco nuevo. Ponerme mirando a la ventana. A veces hago un poco de trampa y me apoyo en la gente de al lado. Pero a veces ellos se apoyan también en mi. Así que quedamos empate. Aunque a veces también me pisan. Yo nunca piso. Por eso al que me pisa lo descalifico. Le digo: Descalificado. Y el siempre me mira con cara rara. Supongo que no le gusta que les descalifiquen. A mi tampoco me gusta. Pero ha echo algo malo y esta descalificado. Cuando yo lo haga también me diré: Descalificado.

Y otras veces, cuando salgo del tren y quiero jugar no puedo. Hay tanta gente que no puedo ni jugar al Toad’sTurnpike. Entonces me he inventado un juego nuevo.  Este juego se llama Tetra. Siempre que juego a Tetra es cuando quiero salir de la estación. Cuando salgo del tren las 3 o 5 filas de gente suben las escaleras a la vez. Y todavía no se saltar tanto como para pasar por encima. Pero mi padre dice que el cuando era joven saltaba eso y mucho mas. Mi padre de joven también tenia mofletes. Pero ahora tiene barba en vez de mofletes. Me gusta la barba. Pica mucho, pero a veces es suave. Tiene truco, y yo lo he descubierto solo.  Y ya no me pica la barba. Dice que yo también tendré cuando sea mas mayor. Eso espero, porque yo quiero barba. Quiero ser mayor ya. Tetra también es muy difícil. Me pongo detrás de alguien y le copio todo lo que hace. Cuando sube la pierna del lado donde tengo mi reloj, subo la pierna del lado de mi reloj. Cuando sube la pierna donde no tengo reloj, subo la pierna sin reloj. Bueno, mi pierna no tiene reloj. Pero la pierna y brazo del lado del reloj van juntas. A veces mira la hora y yo también la miro. Y a veces saca su  teléfono. Aquí tengo un problema. Yo no tengo teléfono. Le he pedido teléfono a mi padre pero dice que cuando tenga barba. Quiero tener barba ya. Y saltar. Pero bueno, saco el monedero que me regalo el abuelo y me imagino que es un teléfono. Muy pocas veces hablan por teléfono y sacan la cartera a la vez. Casi siempre todo el mundo hace lo mismo. He visto que mucha gente juega a Tetra. Casi todos copiamos a el de delante y eso lo hace mas divertido. Todos nos movemos a la vez. Hacemos lo mismo. Como las hormigas que me enseño mi hermano el otro día. A mi me gustaban pero el las piso. No me gusta. Yo no piso a la gente. Si no me diré: Descalificado.

Algunas veces en vez del metro cojo el JR. Yo creo que es mas pequeño que el metro porque los vagones siempre van muy llenos. Muchas veces tengo que jugar al DickDale. El JR es como el metro pero va por encima de la tierra. Por eso no se llama metro. Aunque no se que pasaría si lo meten debajo de la tierra. Supongo que los dos se llamarían igual. Yo tengo dos amigos que se llaman igual y cuando llamo a uno siempre miran los dos. Y ninguno tiene barba. Ni teléfono. Y a veces hay 3 o 5 personas con el mismo nombre. No me gustaría ser uno, pero esto casi nunca pasa. Es un problema muy gordo. Seguro seria muy difícil llegar a donde quieres porque no sabría cual metro coger. Me perdería todos los días, y mi madre se enfadaría. menos mal que el JR va por la tierra. En el JR también tengo juegos. El que mas me gusta es La marmota. La marmota consiste en…………..

Dedicado a mi sobrina Claudia, la niña con de mis ojos.

Roberto Zoco, Tokio, 11 de junio de 2010

Inspirado en el libro de Unai Elorriaga, Vredaman

Cada día tengo que ir a trabajar. El trabajo esta lejos y como no viene a mi, me toca ir hasta el. Para eso la mejor manera es ir en metro. Pero no un metro cualquiera, el metro de Tokio. El metro de Tokio es muy grande. Seguro que es el mas grande del mundo. Me han dicho que de New York también es muy grande. Pero yo no se donde esta esa ciudad. Y seguro que el de Tokio es mas grande. Aunque cada vez que lo cojo creo que es muy pequeño porque el vagón siempre esta lleno. Mi padre dice que los dueños del metro son muy listos, porque en un tren meten mucha gente. Yo creo que son tontos. Tenían que haber echo las estaciones mas grandes. Seguro que también estaban llenas.

Normalmente el metro esta muy lleno de gente. Gente de todo tipo. Chicas y chicos. Mayores y pequeños. Y a veces gente tan mayor que parece pequeña. A veces la gente se queda dormida en el asiento y me gusta espiarles. Porque as

Empujar

Huele mal

Viste raro

Aprieta

Juego al sigueme.

A veces va gente dormida en los asientos. Esta gente me gusta mucho porque puedo espiarles sin que me vean

A veces cuando cambio de tren juego a un juego. Juego yo solo pero es muy emocionante. El juego se llama Toad’sTurnpike y es mu divertido. A veces alguno intenta competir conmigo cerca pero eso pasa muy poco. Cuando pasa muchas veces gano yo, otras veces el, y otras quedamos empate. Pero siempre es divertido. Las reglas son muy fáciles. Un punto por cada persona que adelantas. Como siempre sale muchísima gente a la vez del vagón y todos van hacia el mismo sitio. Yo me imagino que son como coches  que se mueven en la misma dirección. Suele haber 3 o 5 carriles de coches. Nunca hay 4 porque no me gusta el 4. Ellos suelen ir al mismo ritmo porque si no se chocan. Como yo tengo las patas mas largas que ellos puedo ir mucho mas rápido. Así que me pongo a adelantarlos  y esquivarlos a la vez. No se porque tienen las patas tan cortas. El juego es muy difícil pero muy divertido. A veces viene un coche en la otra dirección. Eso suele ser lo mas difícil porque me hace parar y perder puntos. No me gustan los coches de la otra dirección. A veces hay sitios en que vienen coches de todas direcciones. Aquí es lo mas divertido. Me tengo que mover para un lado y otro sin parar. Miro hacia todos los lados 20 veces por minuto. Si supiese contar mas miraría mas veces. Pero con 20 es suficiente. A este juego he jugado mil veces. Porque mil son mas que 20 y hasta veinte ya conté el otro dia.

Otras veces me obligan a jugar a otro juego. A veces el vagón esta tan llego que no me puedo agarrar a nada. Y es raro, porque soy alto. Pero esta muy lleno. Entonces me obligan a jugar al DickDale. El DickDale no es tan divertido como el Toad’sTurnpike pero tampoco esta mal. Solo hay una regla. Meterse las dos manos a los bolsillos. Siempre tengo bolsillos. A veces están llenos, pero eso no importa. A veces es fácil jugar. Pero a veces no. Cuando el tren para todo se mueve mas. Y todo se hace mas difícil. El truco esta en separar mucho mucho las piernas. El otro dia también aprendí un truco nuevo. Ponerme mirando a la ventana. A veces hago un poco de trampa y me apoyo en la gente de al lado. Pero a veces ellos se apoyan también en mi. Así que quedamos empate. Aunque a veces también me pisan. Yo nunca piso. Por eso al que me pisa lo descalifico. Le digo: Descalificado. Y el siempre me mira con cara rara. Supongo que no le gusta que les descalifiquen. A mi tampoco me gusta. Pero ha echo algo malo y esta descalificado. Cuando yo lo haga también me diré: Descalificado.

Y otras veces, cuando salgo del tren y quiero jugar no puedo. Hay tanta gente que no puedo ni jugar al Toad’sTurnpike. Entonces me he inventado un juego nuevo.  Este juego se llama Tetra. Siempre que juego a Tetra es cuando quiero salir de la estación. Cuando salgo del tren las 3 o 5 filas de gente suben las escaleras a la vez. Y todavía no se saltar tanto como para pasar por encima. Pero mi padre dice que el cuando era joven saltaba eso y mucho mas. Mi padre de joven también tenia mofletes. Pero ahora tiene barba en vez de mofletes. Me gusta la barba. Pica mucho, pero a veces es suave. Tiene truco, y yo lo he descubierto solo.  Y ya no me pica la barba. Dice que yo también tendré cuando sea mas mayor. Eso espero, porque yo quiero barba. Quiero ser mayor ya. Tetra también es muy difícil. Me pongo detrás de alguien y le copio todo lo que hace. Cuando sube la pierna del lado donde tengo mi reloj, subo la pierna del lado de mi reloj. Cuando sube la pierna donde no tengo reloj, subo la pierna sin reloj. Bueno, mi pierna no tiene reloj. Pero la pierna y brazo del lado del reloj van juntas. A veces mira la hora y yo también la miro. Y a veces saca su  teléfono. Aquí tengo un problema. Yo no tengo teléfono. Le he pedido teléfono a mi padre pero dice que cuando tenga barba. Quiero tener barba ya. Y saltar. Pero bueno, saco el monedero que me regalo el abuelo y me imagino que es un teléfono. Muy pocas veces hablan por teléfono y sacan la cartera a la vez. Casi siempre todo el mundo hace lo mismo. He visto que mucha gente juega a Tetra. Casi todos copiamos a el de delante y eso lo hace mas divertido. Todos nos movemos a la vez. Hacemos lo mismo. Como las hormigas que me enseño mi hermano el otro día. A mi me gustaban pero el las piso. No me gusta. Yo no piso a la gente. Si no me diré: Descalificado.

Algunas veces en vez del metro cojo el JR. Yo creo que es mas pequeño que el metro porque los vagones siempre van muy llenos. Muchas veces tengo que jugar al DickDale. El JR es como el metro pero va por encima de la tierra. Por eso no se llama metro. Aunque no se que pasaría si lo meten debajo de la tierra. Supongo que los dos se llamarían igual. Yo tengo dos amigos que se llaman igual y cuando llamo a uno siempre miran los dos. Y ninguno tiene barba. Ni teléfono. Y a veces hay 3 o 5 personas con el mismo nombre. No me gustaría ser uno, pero esto casi nunca pasa. Es un problema muy gordo. Seguro seria muy difícil llegar a donde quieres porque no sabría cual metro coger. Me perdería todos los días, y mi madre se enfadaría. menos mal que el JR va por la tierra. En el JR también tengo juegos. El que mas me gusta es La marmota. La marmota consiste en…………..

Dedicada a mi sobrina Claudia, la niña con de mis ojos.

Roberto Zoco, Tokio, 11 de junio de 2010

Inspirado en el libro de Unai Elorriaga, Vredaman

posted by Roob in Relatos and have Comments (12)

12 Comentarios to “Relato corto – La aventura del metro de Tokio”

  1. andres dice:

    GRANDE!!!!

  2. urzaizdeurzaiz dice:

    vaya foto, pobre mi niña¡¡¡ con lo bonita que es, y le pones con tus gafas, ayyyyyyyyyy.
    gracias rober, por la dedicatoria.

  3. virtualdrug dice:

    Has probado hoy el fugu???
    Por que creo k no le habian kitado bien el veneno ese… vete a que te lo miren jejejej
    Muy divertido.

  4. saray dice:

    a saray le gusta esto!!!!!! me gusta me gusta……

  5. Mafu dice:

    Solo llevas 14 dias en japon…y ya estas muy loco…pronto tu cara superara a la de tu amigo elquehacequehablaespañol.

    Yo creo que cnd vaya a Japon no voy a montar en el metro e…yo no soy de juegos.

  6. chalada dice:

    muy grande roberto….. aminizada la tarde post-bataplan. espero que haya mas entregas = )

  7. TIO YULIANO dice:

    ay ziómio ziómio , ya sabía yo que tienes talento y creaTÍ-BI-TÍ para escritor y pa lo que quieras,en invierno,
    verano,
    otoño,
    y también en PRIMAVE-E-E-RAAAAAAAAAAAAA !!!”

  8. lapo dice:

    menos mal que es relato CORTO…!
    ¬¬

  9. libe dice:

    muy bonito!!! no sabia yo que escribias tan bien…

  10. Zocolate dice:

    a quien llamas tu hormicida, verguenza deberia darte
    ya tienes una edad xabalote, pero lo siento, estas fiestas
    de bara te quedas sin paga, se la pides a tu compañero de injurias y mentiras llamado mendive.
    jodido rober zokowsky, sigue asi xikito!

  11. Ami dice:

    canela! 😉

  12. tiaana dice:

    Acabo de leer tu relato, un poco a deshora, ya lo sé, pero como me he incorporado un poco más tarde al club de fans, pos esoooo, la verdad que es genialllll. Lo imprimo y se lo leo a la hora del cuento por la noche a la Jude. Bssss.